Capítulo 1: El festival escolar es un MAYHEM.

A medida que maduraba el otoño, con finales de octubre, la temperatura del aire cambió de un «fresco» a un «gélido”.

Yo, Kidou Eita, me enfrentaba a mi primer festival escolar desde que ingresé a la preparatoria Hanenoyama.

A primera impresión, esperaba que el festival escolar sería «espectacular», o algo por el estilo. Eso era lo que había imaginado. Como sea, para decirlo con las palabras de mi amiga de la infancia, Harusaki Chiwa, «No es esto, ¿muy normal?» El anime y el manga siempre exponen todo tipo de puestos inusuales en los festivales, pero estos puestos inusuales no existen en la realidad. La gran mayoría de estos estaban completamente ocupados con simples vendedores de salchichas, yakisoba, donas y vendedores de palomitas de maíz; el tipo de puestos garantizados de aparecer en festivales. Además, había pequeños sketches, monólogos y otros programas totalmente comunes en el área de descanso.

Nosotros en la «Sociedad para descubrirte como doncella» (Jien-Otsu para abreviar), organizábamos un café maid.

Podrías decir que esta respuesta era la numero uno de la encuesta, aunque para ser francos, apenas y sería una idea del premio nobel…

— Ei-kun, ¡dos órdenes de café caliente, woof woof~!

Chiwa, vestida como una cachorrita maid, se precipitó hacia la cocina improvisada que habíamos montado dentro del laboratorio de ciencias usando un par de cortinas.

Me gustaría aclararle sobre si era UNO[1] (woof) o DOS, pero recordé que es una temática de café maid, así que realmente no importaba el cómo hablara.

— ¿Qué hay con el té rojo helado de hace rato, woof?

— Lo estoy haciendo ahora. Podrías traerme esa bandeja.

— Se acabó el hielo, ¿qué hacemos?

— Hay más en el congelador.

Respondí mientras colocaba vasos de papel en las bandejas que estaban alineadas sobre la mesa.

— La idea del puesto de Himecchi fue un gran éxito ♪

— Sí. Esa chica es increíble, en serio, lo digo honestamente.

La persona a la que se le ocurrió la idea del maid cafe fue Hime. Akishino Himeka también fue quien lo organizó todo.

Cuando comenzamos a prepararnos, no fue tan fácil y nos encontramos con obstáculos como la regla: «Los estudiantes de primer año tienen estrictamente prohibido usar fuego, gas y también estufas eléctricas portátiles». Al final, la escuela dio el visto bueno solo cuando Kaoru, el secretario del consejo estudiantil, propuso que usáramos una jarra eléctrica. Pero justo después de eso, nos encontramos con otro obstáculo. Debido a nuestra mala suerte, nos asignaron a un laboratorio de ciencias al lado del gimnasio, que estaba a una gran distancia de la puerta principal. Sería muy difícil atraer visitantes.

Luego, Hime trajo muchos artículos adicionales para que los usáramos en el café.

— Originalmente pensé que un maid cafe no sería nada especial, pero nunca esperé que hubiera tantos visitantes.

— Este no es un café maid ordinario. Es un café maid con temática de animales. ¡Míralo tú mismo! — Chiwa se dio la vuelta en un círculo mientras decía esto. La cola que estaba sujeta detrás de su falda se movía de un lado a otro.

El personaje de Chiwa era una «Maid Cachorrito». Un conjunto con orejas de perro, cola y guantes redondos y esponjosos, parecía que Chiwa se había transformado por completo en un «¡perrito!». Fue realmente impactante.

— Himecchi es realmente increíble… nunca supe que podía hacer colas como estas.

— Ella dijo que una costurera de una escuela de sastrería que frecuentaba su hotel vino a enseñarle.

— Aun así, sigue siendo increíble. El bordado es extremadamente hermoso. Debe ser muy buena con las manos.

Alquilamos los uniformes de sirvienta usando las conexiones de Saeko-san, pero Hime hizo todos los accesorios desde cero. Hizo un personaje diferente para cada una de las cuatro miembros de nuestro club, y la calidad era tan alta que Saeko-san al rato le preguntó: «¡Dime dónde puedo comprarlos!»

Aunque era un conjunto de complementos, al final no lo acoplamos con la ropa.

— ¡Oye, Chiwa! ¡Por qué estás holgazaneando, woo ha ha!

Un mono, no, Fuyuumi Ai había aparecido.

Las orejas y la cola que usaba eran similares a las de Chiwa, pero había un bordado en forma de corazón en la parte posterior de su falda. Fue muy interesante, como si estuviera imitando las nalgas rojas de un babuino.

— Tenía la sensación de que estabas actuando muy amigable en la parte de atrás con Kidou-kun, así que corrí aquí para comprobarlo. ¡Nunca esperé que mis expectativas fueran correctas, woo ha ha…! ¡Regresa cuando hayas terminado con tu pe… vuelve aquí de inmediato woo ha ha…!

Con los sufijos que agregó al final de cada una de sus líneas, sonaba como si siempre estuviera enojada y en ruinas. Aunque, en realidad, lo más probable es que estuviera realmente enojada.

— Woof woof woof ♪ — respondió Chiwa mientras recogía su bandeja y regresaba al café.

La sirvienta mono murmuró: — Ella es tan irrazonable —, mientras observaba a Chiwa irse. Luego, se apoyó en mi hombro y canturreó. — Oye, Takkun. ¿Ya está listo el «Super ~ Dulce, Amoroso Café con crema» que pedí antes? ♪

Si me preguntas, esta chica definitivamente era la más irrazonable de todas.

Sus delirios eran básicamente una explosión.

— Mis más sinceras disculpas, estamos agotados de amor.

— Entonces, ¿necesitas que te ayude a reponer un poco? ¡Puedo complementar un poco de salsa del Amor de Ai!

Respondí con frialdad que eso no tenía lógica en absoluto. Ella era una chica tan obstinada. No, para ser exactos, ella no escuchaba a nadie.

— Ahora que lo mencionas… ¿esa chica nunca terminó viniendo?

El rostro de Fuyuumi se cubrió con una fina capa oscura.

— Ella nunca vino. Creo que Himecchi trató de enviarle otro mensaje antes, pero no hubo respuesta. ¿Ella tampoco te contactó, Takkun?

— No, en lo absoluto.

No importaba si enviaba mensajes de texto o le llamaba a su teléfono, no hubo respuesta. Incluso cuando llamé al teléfono fijo de su apartamento, nadie contestó.

Además, desde ese día, esa chica nunca volvió a la escuela. Ella no estuvo presente para los exámenes parciales.

Cuando le pregunté a la maestra, dijo que eran «asuntos familiares».

— Eso es lo que nos dijeron, aunque para ser honestos deberían habernos contactado con anticipación. Es decepcionante el cómo nos mantuvieron al margen.

— Creo que es porque la familia de esa chica es realmente complicada.

Solo pude responder así.

Porque, en mi corazón, creí tener una idea.

Esa chica, nos había visto, a Chiwa y a mí, besarnos en mi casa aquella vez.

Cuando vi que me habían devuelto la libreta chuuni y el siguiente mensaje de texto «Nuestro contrato ha terminado», pude entender más o menos todo.

Idiota. Al menos déjame explicártelo, chica JoJo.

Observé a Fuyuumi regresar hacia el frente y suspiré.

Bueno, ahora que mi acuerdo de ser su novio falso había terminado, probablemente no tenía sentido preocuparme por eso.

Además, esa chica lo dijo muy claramente.

 

— ‘…lo que necesito es un «novio», no a Kidou Eita.

 

Por ahora, no mencionemos si realmente dijo eso desde el fondo de su corazón.

En otras palabras, ella me indicó perfectamente: — No te atrevas a intentar entrometerte en mi corazón.

Incluso si quisiera hacer algo por ella, sentía que al final solo la lastimaría mucho.

— Que difícil……

— Ciertamente.

La repentina voz me hizo girar la cabeza y me encontré frente a una maid conejo.

Era Hime.

— Probablemente sea mi culpa que la presidenta no haya venido. Siento que debo asumir toda la responsabilidad.

Sus largas orejas blancas de conejo parecían marchitarse sin energía.

— No es tu culpa. Ella regresará tarde o temprano.

Desde que estuvimos juntos este verano, esa chica ha estado muy inquieta. Bajo este estado de ánimo peligroso, supongo que no podía imaginar cómo sería si mantuviéramos esta mentira durante tres años.

— Bueno, en lugar de preocuparnos por esto en este momento, deberíamos hacer de este café una experiencia deslumbrante. Tenemos bastantes clientes, ¿verdad?

Hime parecía muy feliz mientras asentía con la cabeza.

— La sala está completamente llena. Y la fila se extiende hasta el pasillo. Si esto continúa, es posible que incluso obtengamos el primer lugar.

Al final del festival, iba a haber un concurso de popularidad para el puesto o evento de cada club o clase. Y nuestro objetivo era tomar el primer lugar.

— Entonces, pongámonos en marcha. Toma, tres tazas de té rojo.

— Asignación reconocida.

Los largos volantes de la falda y la cola de Hime se balancearon cuando salió corriendo.

Volví a trabajar en la cocina.

La persona que quería que obtuviéramos el primer lugar en el concurso de popularidad era de ella, la meta de esa chica, en primer lugar.

Cuando esa chica regrese, le mostraremos algunos resultados  de los que estará tan asombrada de ver que ni siquiera podrá hablar.

Por la tarde, todo se puso aún más ocupado.

— ¡Ei-kun, tres de los calientes!

— ¡Takkun, cuatro tazas de té rojo helado!

— Eita, dos tazas de té rojo helado y una taza de café helado, además también esto, y asegúrate de que sea sin eso, y también sin eso o aquello.

Mientras memorizaba los pedidos que llegaban, básicamente me convertí en una máquina de hacer té que funcionaba sin cesar.

Esto se está poniendo bastante mal……

La fila se había vuelto tan larga que parecía que iba a bloquear la entrada al lado de la cocina.

Ni siquiera podrías decir que nuestro servicio al cliente fue bueno. Aunque Hime tenía experiencia ayudando en el hotel de su familia y trabajaba muy duro, Chiwa y Fuyuumi eran extremadamente torpes. Tampoco había tenido la experiencia de hervir tantas tazas de café y té, por lo que el sabor de cada taza probablemente difería mucho.

— Ei-kun, ¿hay más bocadillos para el té?

Chiwa puso la galleta que habíamos estado usando como decoración en un plato de papel. Sus palabras me dieron un golpe de sorpresa.

— Debería haber más, ¿verdad? Intenta mirar por allí. Debería haber algo más en esa caja de cartón.

— No lo hay. Está completamente vacío. —  Chiwa abrió la caja de cartón para mostrarme. — Antes, cuando el club de fútbol seguía pidiendo más bocadillos, ¿podría ser por eso ya no tenemos?

— Esos bastardos. Solo porque se dieron cuenta que eran gratis, simplemente cerraron los ojos descaradamente y los devoraron…

Incluso salimos especialmente a un supermercado especializado que vendía grandes porciones, pero parecía que los clubes atléticos nos superaron con su apetito.

— ¿Continuamos con el café sin los bocadillos?

— Aunque, en el volante, dice «Bocadillos gratis».

Si sucediera que no estamos a la altura de nuestra reputación anunciada, probablemente tendría un impacto severo en los resultados del concurso de popularidad.

— Saldré corriendo a comprar algo. Chiwa, por favor ayúdame cuidando la cocina.

— ¡N-No, no hay forma de que pueda hacer eso! ¡Si te vas ahora, el café se derrumbará por completo!

En ese momento, Fuyuumi entró volando. — ¡Takkun, por favor! ¡Dos tazas de café helado! ¡Chiwa, envía un poco de agua fría a la mesa número dos!

— Estoy llevando estas bebidas calientes a la mesa número tres. ¿Qué pasa con Himecchi?

— Lleva un tiempo a cargo de la caja registradora. Para ser honesta, en realidad solo somos dos atendiendo a los clientes del café. No hay tiempo para ningún tipo de descanso.

— …Qué problemático…

Para ser honesto, no solo eran los bocadillos. Tampoco quedaba mucho stock para hacer café.

— ¿No podemos pedirle a Kaoru que nos ayude comprando un poco? — Fuyuumi sugirió esto.

— Él dijo que debía encargarse de las cosas en la sala del consejo estudiantil. ¿Qué hay de ti? ¿Puedes pedirle ayuda a una amiga del comité disciplinario?

— No puedo. Con las patrullas y los llamados de atención a la gente por infracciones, ya están bastante ocupadas. Cuando llegue la noche, incluso yo tendré que ir a ayudarlas.

— Entonces…

Mientras estaba considerando específicamente preguntarle a alguien más, Chiwa cruzó los brazos en una X frente a su pecho. En este punto, estábamos realmente aislados sin ninguna ayuda.

— Bueno, si nos quedamos sin café, entonces en serio tendremos que decir que estamos agotados.

— Eso es cierto. Creo que el puesto de palomitas de maíz de la clase tres también está agotado.

Lo que dijeron los das era definitivamente cierto, pero por alguna razón quería que durásemos hasta el final.

Porque si estamos agotados, esa chica definitivamente no vendrá.

— Maestra ~ Chihuahua ~ Por favor lleve a estos clientes a sus asientos ~

Hime parecía lamentarse cuando sus llamadas resonaron, y Chiwa y Fuyuumi se apresuraron a regresar a sus posiciones.

Cuando regresé a mi estado de operador de la tetera, me pregunté si había alguna forma de que pudiéramos resolver esta situación.

¿Realmente no había nadie a quien pudiéramos pedir que nos ayudara a comprar cosas?

Esto definitivamente no es algo de lo que presumir, pero realmente no tengo muchos amigos. Podría contar con los dedos de una mano el número de compañeros con los que he intercambiado mi dirección de correo electrónico.

Aun así, tal vez haya alguien que podría a ayudarnos.

Silenciosamente puse todas mis esperanzas en el principio de la amistad, abrí mis mensajes de texto y escribí algo.

Me quedé parado en banco por un momento, y pronto sonaron los pitidos de los mensajes de texto entrantes.

 

【Asunto】Re: Por favor ayuda

【Contenido】Jajaja, ¡realmente sabes cómo hacer una broma!

 

【Asunto】Por favor deja de bromear, ¿de acuerdo?

【Contenido】¿Un ser sobrenatural que tiene toneladas de hermosas novias? ¿Pidiéndome ayuda? jajaja

 

【 Asunto 】 Nori salado

【Contenido】Lo siento, estoy ocupado comiendo papas fritas y no puedo irme

 

【Asunto】Re: Por favor ayuda

【Contenido】Waaaah, mis caries crónicas están doliendo de nuevo…

 

Cerré mi teléfono en silencio.

Fuuuu……

Así que mis amigos realmente eran solo basura.

Todo lo que tenía eran mis estudios. Estudiar es la justicia absoluta.

 

— ¿Por qué estas llorando? Acaso no eres un hombre.

— ¡E-en definitiva, no estoy llorando!

Giré la cabeza y allí estaba una maid vestida como un gato blanco.

— ……

Estaba absolutamente aturdido y no podía emitir el más mínimo ruido.

En contraste con el uniforme de maid principalmente negro, esas orejas de gato blancas y cabello plateado de alguna manera parecían ser una combinación perfecta. La cola que se extendía fuera de su falda se movía en círculos y parecía traer una sensación de sentimientos honestos y un poco de amor tierno.

Esta doncella que rebosaba de encanto me hizo incapaz de evitar informar esta situación a los demás, pero…

— ¿Qué pasa, Eita-kun? Parece que has visto un fantasma, ¿eh?

Natsukawa Masuzu sonrió inocentemente mientras hablaba.

Lucia como la misma «mascara de gato»[2] que cargaba Masuzu.

— ¿¡Dónde has estado todo este tiempo!?

— Algo sucedió en casa. De hecho, tomé el vuelo desde Suecia justo ayer.

Debido a que escucharon la voz de Masuzu, Chiwa y el resto corrieron a la cocina una por una.

— Presidenta, ¿¡has vuelto!? — La primera abordarla fue Hime.

— Este uniforme de sirvienta me queda muy bien. Gracias por hacer todo lo posible para enviarlo a mi casa. — Masuzu sonrió mientras hablaba y abrazó a Hime con los ojos llorosos.

Mientras Fuyuumi observaba a estas dos, asintió «Mhm, mhm», mientras se limpiaba la nariz. Le entregué mi pañuelo, pero ella volvió la cabeza.

— Natsukawa.

Chiwa dio un paso adelante.

Masuzu también dejó el lado de Hime y dio un paso adelante.

— Llegas tarde.

— He causado muchos problemas. Lo siento mucho.

No había sonrisa en ninguno de sus rostros, pero tampoco había rastro de ira.

Y así, la conversación de Chiwa con Masuzu terminó.

Fue tan contundente que Hime, Fuyuumi y yo quedamos atónitos.

— Muy bien, levanten esos ánimos. Eita-kun saldrá y comprará lo necesario, Fuyuumi-san reemplazará a Eita y trabajará en la cocina. Harusaki-san y yo atenderemos a los invitados del café, mientras Akishino-san estará a cargo de la caja registradora y ayudará en la cocina.

A pesar de que acababa de llegar, Masuzu había captado perfectamente la comprensión de la situación actual.

— Una vez que Eita-kun regrese, inmediatamente irá a trabajar en la cocina y le dará a Fuyuumi-san un descanso completo. Después de eso, todos se turnarán para descansar. Después de todo, si recibimos invitados con rostros agotados, no se reflejará bien en nuestras evaluaciones. …Bueno, definitivamente tomaremos el primer lugar… ¡Ahora bien, muévanse!» Masuzu aplaudió, y todos nos pusimos en acción.

En este tipo de situación, ella realmente te hace pensar «realmente es una presidenta increíble». Aunque no era muy buena en sus propias acciones, era simplemente inigualable cuando lideraba a otros.

Después de agarrar mi billetera y comenzar a correr por los pasillos, no podía dejar de pensar.

Una vez que termine el festival escolar, necesitaré tener una conversación adecuada con Masuzu.

No importaba si se trataba acerca de ser un novio falso o si era acerca del beso con Chiwa.

Y también con lo que pasó hoy, necesitaba hablar apropiadamente de las cosas hasta que ambos nos entendiéramos.

También necesitaba prestar mucha atención para no perturbar el delicado estado de ánimo de mi «novia».

Entonces, necesitaba expresarle claramente mis intenciones.

Y aunque estaba contemplando todo tipo de cosas inquietantes, para ser honesto, también solo un poco.

Me estaba divirtiendo.

Más tarde, durante el concurso de popularidad en la noche del festival, nosotros, de «Jien-Otsu», obtuvimos maravillosamente el primer lugar.

Aunque las estadísticas detalladas de la votación aún no se han publicado, obtuvimos fácilmente al menos el setenta por ciento de todos los votos masculinos. Después de todo, probablemente todos sean fanáticos de Masuzu. En la sección de comentarios de la boleta de votación, la mayoría de ellos eran sobre Masuzu:

«Masuzu es absolutamente deslumbrante cuando viste un uniforme de maid.»

«¡Esta fue la primera vez que Masuzu me habló! ¡Incluso me miró!»

«El café que trajo este ángel gato blanco tenía el sabor de la felicidad eterna.»

Técnicamente, fui yo quien preparó el café, pero todos parecían tan felices que decidí no mencionarlo. Por cierto, cuando leímos un comentario de una chica que decía, «la conejita que estaba en la caja registradora era realmente linda», Hime tímidamente cubrió sus mejillas con sus manos. Fue realmente un espectáculo digno de ver.

En medio de la noche del festival, nos escabullimos y organizamos una pequeña fiesta en el salón del club.

— ¡Saluuuuud…!

Me bebí el jugo de frutas en mi vaso de papel de un solo trago, y di un «¡puhaaaaa…!» de satisfacción. Fuyuumi no estuvo aquí por el trabajo del comité disciplinario, lo cual fue una lástima, pero celebraríamos la fiesta otra vez de todos modos.

— Un brindis especial por Akishino-san quien hizo que esto posible. — dijo Masuzu, lo que hizo que el rostro de Hime se pusiera aún más rojo.

— Jajajaja, Himecchi, esto es solo jugo, ¿sabes? No es alcohol ¿verdad…?

— Negativo. Esta debe ser una bebida secreta de los wyvernianos. Deben haberla intercambiado con mi bebida. Afwafwaf

Su acto de chuunibyou estaba completamente embriagado[3]. ¡Ahh, por dios, Himeka es tan linda!

— Ahora bien, Masuzu, ¿vas a regresar a la escuela?

Aproveché el buen ambiente y le pregunté descuidadamente.

Pero entonces la expresión de Masuzu de repente se volvió seria.

 

— No. Ya se ha decidido que regresare a Suecia.

 

¿……Eh?

— Este festival escolar se convirtió en la cima de mi gloria. Les agradezco por todos sus esfuerzos, en verdad me hizo feliz.

Un vaso de papel vacío se deslizó de las mano de Hime y cayó.

Un ruido seco resonó cuando este cayó al suelo, devolviéndome a mis sentidos.

— ¡¿T-transferirte de escuela en este momento?! ¿¡No es demasiado el transferirte a mitad del segundo semestre!?

— ¿Quién sabe? Después de todo, es influencia de mi padre. — Masuzu habló casualmente como si fuera problema de otra persona.

— ¡Por qué tienes que obedecer todo lo que dice tu padre! ¿Realmente quieres vivir en el extranjero?

— …….No hay manera, que lo quiera. — La voz y expresión de Masuzu se oscurecieron. — No quiero alejarme de todos ustedes. Sin embargo, las órdenes de mi padre son absolutas. Yo solo puedo obedecerlo…

— ¡Si ese es el caso, quiero que te quedes aquí! — Hime gritó con voz fuerte. — Si la presidenta quiere quedarse aquí, entonces quiero que te quedes. ¡Mientras tengas una conversación apropiada con tu padre, creo que definitivamente lo entenderá!

— Tal persona comprensiva no existe. ¿recuerdas? Antes de las vacaciones de verano, hizo muchas cosas despreciables para tratar de llevarme de regreso a casa.

— ¡Pero en ese entonces no te quedaste sin hacer nada! Cierto, ¿por qué no le pides a Mana que te ayude a decir algo?

— También intentaré pedirle ayuda a Mana. ¡Por eso, presidenta, no se rinda!

— Todas tus buenas intenciones realmente me hacen feliz, pero…

Masuzu parecía verse muy incómoda mientras bajaba la mirada.

En ese momento, Chiwa, que no había dicho una palabra hasta ahora, habló.

 

— …Oye Natsukawa… ¿qué tal si ya dejamos las mentiras?

 

La mirada de Chiwa era burlona.

Conozco esos ojos. Era una mirada que Chiwa dirigía solo junto a sus mejores amigos. Pero su entonación no era la misma. Era su tono de voz estricto, el cual había escuchado perfectamente de cuando aún ejercía en el club femenino de kendo en el dojo.

Asociando estas dos cosas tenemos, lo que significaría… ¿qué está pasando?

Masuzu sonrió suavemente.

— Recientemente, Harusaki-san ha sido tan difícil de manejar, eh. ¿Cómo lo supiste?

— Supongo que podrías decir que es instinto animal. Ya he estado tratando contigo durante medio año, parece que he comenzado a entender a Natsukawa.

Aunque las dos se sonreían, no tenía ni idea de lo que acababa de pasar. La expresión de Hime también estaba atónita.

— Así es, mentí. Todo era solo una mentira. — Masuzu habló simplemente. — Después de hablarlo con mi padre, decidió dejarme hacer lo que quisiera. Aceptó el dejarme estar en Hanenoyama hasta que me graduara.

— ¿E-En serio? ¿Es eso cierto?

— Era demasiado simple, así que pensé en molestarlos a todos un poco. Lo siento.

Hime golpeó los hombros de Masuzu con los puños.

Los golpeó una y otra vez. —¡Eso fue aterrador! ¡Me asustaste! ¡Me asustaste! ¡En serio, me asustaste!

Hime, al borde del llanto, seguía repitiendo «Me asustaste», y Masuzu repetía en respuesta suavemente con múltiples «Lo siento».

Chiwa sonrió mientras observaba a ese par.

……Vamos, no me asustes así.

Esta fue la mejor broma «falsa» de Masuzu-san. Al final, fui totalmente engañado.

— Ah, por cierto, tengo un anuncio más que darles. — dijo Masuzu, habiendo escapado del ataque consecutivo de Hime, a lo que parecía pasar al siguiente tema.

 

— Hace unos días, mi relación con Eita-kun como novio y novia terminó. Ahora ambos somos individuos incorregiblemente solteros.

 

Sentí como si me hubieran lanzado un ataque furtivo.

Nunca esperé que anunciara nuestra situación en este momento.

Esta vez, Chiwa tenía una expresión totalmente asombrada en su rostro. — ¿E-Es eso cierto, Ei-kun? ¿Por qué lo ocultaste?

— Incluso si lo preguntas, aun no estoy muy seguro de lo que sucedió. Eso porque solo recibí un mensaje que no me daba opciones a responder. —Miré a Masuzu y hablé. — Dime, ¿en serio tienes la intención de romper?

— No es porque te odie, pero… es inútil. Todo esto.

De la «farsa» ya ha llegado a su límite, también pensé. El momento en que Hime lo descubrió, ya había terminado.

Masuzu también había comprendido eso finalmente.

…Sin embargo, no creo haberlo aceptado por completo aún.

— ¿Podemos hablar de esto más tarde? No te parece que debemos aclarar nuestros malentendidos.

— … Entendido. — Masuzu no me miró a los ojos mientras decía esto.

Chiwa lanzo una mirada hacia esa Masuzu.

Parecía querer decir algo, pero terminó quedándose en su asiento.

Hime también estaba increíblemente nerviosa. Siguió levantando su mano parcialmente y luego bajándola, alternando su mirada entre Masuzu y yo.

…Sólo entonces.

 

— Ya veo. Con que eso es lo que sucede.

 

Cuando giré la cabeza hacia la fuente del ruido, Fuyuumi Ai estaba de pie, apoyada contra la puerta de la sala del club.

Aunque no sabía exactamente lo que ella entendía, seguía asintiendo con la cabeza mientras decía: «Mhm, mhm».

A lo que nuestros ojos se encontraron, me dirigió un guiño «wink ♪» coqueto.

Mientras me preguntaba si tenía algo en el ojo, estiró mucho los brazos diciendo.

— Mi momento ha llegado

¡…Que no!

 

[1] Juego de palabras con la onomatopeya del ladrido en japones es ‘wan’, lo cual es similar a la pronunciación de ‘one’ en inglés.

[2] El original (猫をかぶった) es un modismo que significa esconder tu verdadera naturaleza, fingir que eres alguien tranquilo y también puede significar hacerse el loco (saber algo, pero expresar no saberlo).

[3] Crean que cuando una onomatopeya se lo usa de verbo y no son las clásicas de dokidoki, wakuwaku, kirakira y demas, es simplemente un infierno. Lo sobredimensiono, pero se entiende.

También te puede interesar

Dark mode powered by Night Eye
0
Deja un comentario.x